El segmento mundial de portátiles y ordenadores de sobremesa, marcado por la contención de la demanda, se encuentra en plena recesión. Según previsiones de Gartner, el gasto mundial